Orphen.....¿Posible inspiración en la saga WILD ARMS?



Hace ya un par de semanas escribí un artículo en el que establecí unas hipotéticas relaciones entre el mundo del manga//anime, llegando a distinguir hasta tres relaciones:

He podido llegar, hasta el momento, a distinguir dos tipos de relaciones entre Manga y Videojuegos. La primera de ellas presentaría las siguientes características: Se trataría de una relación en la que no hay prestámos de uno al otro y viceversa. Se lanza un videojuego al mercado y debido al gran éxito que cosecha, los creadores de dicho juego barajan la posibilidad y la llevan a buen puerto de lanzar una serie animada y un manga, que puede correr a cargo de ellos o vender los derechos del juego a un dibujante o a un estudio de animación para que ellos puedan adaptar el juego y convertirlo en una serie: Ejemplos muy concretos y conocidos de esta primera relación los tenemos en POKEMON y DRAGON QUEST.

La segunda relación estaría basada en aquellos juegos que para ser realizados, sus creadores seguramente se inspiraron en todo un conjunto de series, tanto manga como anime, y debido al éxito de dichos juegos, por toda una serie de factores, muchos de los elementos en los que se basan dichos juegos habrían servido de inspiración para la nueva generación de autores y autoras. Por último, la tercera relación estaría formada por todos aquellos juegos surgidos de serie de renombre a nivel mundial de series, como pudieran ser los juegos de series como BLEACH, NARUTO, FULL METAL ALCHEMIST o aquellos surgidos de una serie tan conocidisima como es DRAGON BALL. En dicho articulo pusimos como ejemplo de la segunda relación dos juegos que sobradamente serán conocidos, sobre todo para aquellos que somos y hemos sido usuarios de la PSX o Playstation 1: Final Fantasy VII y Wild Arms.

No obstante, también dejé entrever que dichos juegos podrían ser incluso clasificados dentro de la primera relación, ya que como consecuencia de su éxito de ventas, dieron lugar a películas de animación y series de animación: Final Fantasy VII (y la saga en general) dio lugar a una miniserie de cuatro capítulos, otra serie de título Final Fantasy Unlimited y sobre todo, en el caso del séptimo capítulo, a una película-secuela de animación (Final Fantasy Advent Children) y dos OVAS (LAST ORDER y ONE WAY TO A SMILE). El otro de los juegos es Wild Arms, que sabemos tímidamente que dio origen a una pequeña miniserie de animación, pero de la que no podemos dar más detalles ya que no la conocemos. No obstante, podríamos apuntar como posible inspiración en el universo Wild Arms, en variados aspectos y en un primer artículo, una serie que no es muy conocida a nivel global, pero en el mundo otaku si: ORPHEN.




¿De qué trata Orphen? Originalmente, como muchas otras series, fue un manga japonés ideado por Yoshinobu Akita y dibujado por Yuuya Kusaka. Posteriormente, fue adaptado a una serie animada de televisión. Años después de concluir la serie, se produjo una secuela titulada Orphen Revenge. En la primera parte de la saga, Orphen, un gran hechicero, busca desesperádamente la manera de que Azalea, su maestra y amiga de la infancia, vuelva a su forma original , puesto que se ha convertido en un temible dragón conocido como Agosto Sangriento. Para ello deberá dominar el gran poder de la mística espada de Valthanders. Junto a sus amigos y su aprendiz comienza la búsqueda del dragón, del que sólo sabe que debe atravesarle el corazón.



La secuela de Orphen, Orphen Max, no tiene mucho misterio: Una misteriosa chica que dice pertenecer a la Orden de Caballería, busca a Orphen para acompañarlo a la sede. Durante el camino, los compañeros de viaje descubrirán más sobre el pasado de Orphen y se enfrentarán a monstruos, enviados por un viejo enemigo.



¿Qué conexiones podemos establecer entre esta serie y, por ejemplo, los dos primeros títulos de la saga Wild Arms, que nada tienen que ver entre sí (salvo que ambos están ambientados en el mundo imaginario de Filgaia)? Para ello nos tendremos que remitir a los argumentos de ambos videojuegos para luego visualizar algunas imágenes para poder percatarnos de los paralelismos existentes.

Con respecto a Wild Arms, el argumento es el siguiente:

FILGAIA hoy en dia no es mas que vestigio de lo que habia sido en la antiguedad. Durante siglos FILGAIA habia sido una tierra prospera y rica llena de magia y conocimientos. Pero esta prosperidad se vio rota por el ataque de una raza de Demonios Metalicos.

Para poder defender lo que era suyo, las tres razas que habitaban en FILGAIA se unieron en contra de los invasores, los Guardianes, los Humanos y los Elws lucharon juntos, consiguiendo relegar a los invasores a la zona artica de FILGAIA, y desde entonces nunca mas se ha sabido de ellos. Tras la batalla, el planeta se resintio, y los animales y las plantas comenzaron a escasear. Ante tal panorama los Elws abandonaron el planeta, y los Guardianes, que habian luchado casi hasta su limite, desarapecieron convirtiendose en meras leyendas.

Ahora 1000 años despues la guerra no es mas que un simple recuerdo, una historia que los ancianos cuentan a los mas jovenes, pero algo esta pasando, algo esta a punto de despertar."

Un argumento breve apenas nos puede decir nada, y unas conclusiones más complejas no las obtendremos si al menos no hemos jugado al juego, como mucho, en torno a un setenta u ochenta por ciento. Personalmente, no me pasé el juego pero sí llegue a la fase final, y puedo afirmar que estamos ante un argumento que podría rivalizar incluso con Final Fantasy VII y otros juegos de RPG cuyo éxito ha radicado en mayor medida en sus tramas que en sus gráficos. Gráficamente, Wild Arms 1 nos recuerda a los juegos más clásicos de Zelda, pero aún así merece todo tipo de elogios.

El argumento de Wild Arms 2 es muy similar, aunque no tenemos a nuestro alcance las fuentes necesarias y traducidas para su exposición. No obstante, lo más importante que queremos expresar en este artículo es los elementos comunes que hay entre ambas sagas o series para llegar a la conclusión de si hubo o no inspiración por parte del autor de Orphen en la saga Wild Arms. Para ello, las siguientes pruebas o evidencias las encontramos en los openings de las respectivas series.

Opening 1 y 2 de Orphen.









Opening 1 de Wild Arms y de su remake.








Opening 1 y 2 de Wild Arms 2.








Tras haber visto estos cinco videos podemos llegar a extraer características comunes a estas dos sagas: en primer lugar, ambas historias se desarrollan en un mundo imaginario y fantástico, plagado de criaturas y monstruos que escapan a nuestro entendimiento y formarían parte de lo que conocemos como la "literatura fantástica". La segunda característica estaría relacionada con el protagonista principal de la serie Orphen y el protagonista principal de Wild Arms 1, más que el de su secuela independiente. Ambos van vestidos de un modo "vaquero" o "cowboy", con una cinta roja en la frente, y además llevan consigo elementos más medievales que modernos, como espadas o armaduras. En lo que se refiere a los argumentos, no son idénticos, pero contienen en esencia elementos comunes, como la lucha del bien contra el mal, el esfuerzo supremo hasta el punto de arriesgar la vida por la persona amada, etc.

Quizás este articulo solo sea producto de la casualidad en el parecido o paralelismo de dos series o sagas de distinto soporte. Pero consideramos que estudios o artículos como éste no deberían de pasar inadvertidos, sino que deberían hacerse más a menudo, para progresivamente dejar patente o claro las conexiones entre manga, anime y videojuegos.

Proxima semana:

Las historias de amor y su evolución en la saga Final Fantasy.

1 comentario:

Adolfo Rodríguez dijo...

Personalmente creo que la estrecha relación entre manga, anime y videojuegos es evidente. Cojamos por ejemplo Wild Arms, de la que hablas en este post. Hay siete videojuegos, minijuegos para móvil, mangas ( Flower Thieves y adaptaciones de los juegos empezando con el 2) y una serie de animación de 22 episodios.

No hace falta buscarle similitudes con ningún manga o anime para probar esa "relación" cuando ya de por sí cuenta con manga y anime propios. Además los parecidos son puramente genéricos, la lucha del bien contra el mal es el motor de infinidad de historias, los mundos fantásticos son un lugar común, arriesgar la vida por la persona querida es lo que define a un héroe...y hombre, basar las conexiones en los openings/endings me parece demasiado superficial. Si uno quiere hacer una comparativa debería leer/ver/jugar las respectivas historias y buscar si hay elementos comunes que no sean genéricos. Un ejemplo a bote pronto, Bleach y Saint Senya, se pueden establecer paralelismos entre sagas: Santuario/Sociedad de almas y Hades/Hueco Mundo pero no me atrevería a decir que Tite Kubo tiene a Kurumada como gran influencia.

  ©Layout por Presidente Blog.

TOPO