Reseñas AGOSTO presents: Ultimate X-men #29

Título: Grita Lobo (Partes 3 y 4 de 4)
Guionista: Brian K. Vaughan.
Dibujo: Andy Kubert.

Bueno, aquí tenemos finalizada la segunda saga de Vaughan en Ultimate X-men y ya podemos ver por dónde piensa dirigirse.

Si bien, cierto es que desde que entró este guionista tenemos una caracterización mucho más competente de los personajes, ahora contamos con un desarrollo que antes no se había visto en la serie. Y es que nada se obvia, oigan, que nadie olvida que Lobezno haya sido un asesino y es algo que alguno le echa en cara en este número. También se mencionan cosas como el que Pícara fuera antes una terrorista mutante y la muerte de Bestia sigue en boca de algunos. Pero lo mejor es que hay unos lios de faldas impresionantes, de los que dejan con la boca abierta y te preguntas qué será lo próximo. Ojo, no hablamos de culebrón barato tipo Chuck-mepongocalienteconsolomirarte-Austen, sino de relaciones mucho más coherentes y racionales, donde los personajes se pelean con razón y tienen discusiones propias de adolescentes rebeldes. No he podido evitar relacionar alguna situación con algo que me había pasado antes, el nivel de identificación es impresionante. Esto quiere decir que Vaughan sabe escribir adolescentes realistas como pocos guionistas pueden.

En cuanto al argumento, va demasiado forzado quizás. No por nada, pero los Fenris se nos habían mostrado en el número anterior como una pareja de hermanos bastante ambigua que hacían lo que hacían por razones lucrativas y personales, pero sin ser los villanos de turno. Sin embargo, cuando las cosas se tuercen, se comportan como unos villanos de segunda sin escrúpulos que no tienen ni el menor arrepentimiento a la hora de ejecutar a aquellos que están contra ellos. En definitiva, vaya decepción. No obstante, la trama está bien y todo lo que tiene que ver con Gambito y Pícara es el principio de una relación complicada que se presenta interesante y aventurera.
Por otro lado, la acción es vertiginosa y no se hace de rogar, hay revancha y los personajes se presentan bastante interesantes, con unos comportamientos y discusiones entre ellos bastante coherentes.

Vamos, que lo mejor de esta saga es la caracterización de personajes, de lleno. Aparte, es entretenida y se deja leer bastante bien, Vaughan no decae, muy recomendable.

Por otra parte, Andy Kubert termina la saga un tanto flojo, parece más desanimado que de costumbre. Es un dibujante que las escenas de acción sabe cómo dominarlas, como hacerlas vertiginosas y espectaculares, con planos donde los personajes se tiran enfurecidos sobre el espectador, como si fueran a atravesar la página o algo así. Pero en serio, en estos dos números hace unos errores garrafales de anatomía y perspectiva bastante serios, de novato. Solo hay que mirar las escenas de la sala de los Fenris, cuando enseñan a Pícara su nuevo traje (por cierto, vaya un diseño más pobre), donde podemos ver unos fondos inexistentes y muy, muy extraños (esa extraña pared de metal que se alza al cielo adopta la forma que quiere) , también hay una preocupante manera de dibujar a Pícara con un cabezón redondo que deja sorprendido, lo mismo para aquel plano en contrapicado de los Fenris, que parecen aplastados sobre el suelo o algo así. Y todo esto sin comentar esa viñeta donde Pícara se mira las manos, vaya cara más extraña y qué manos más pequeñas. Preocupante. Aún así, en general no lo hace mal y sigue teniendo algunas virtudes como la espectacularidad patente en las peleas. Pero este dibujante es capaz de dar mucho más de sí y aquí hace uno de sus peores trabajos en los últimos años.

Lo dicho, caracterizaciones excelentes, relaciones interesantes, buenos momentos, grandes diálogos y un buen desarrollo que solo falla en lo típico de los villanos de turno. Una buena saga. 8/10.

Nº 28 de Ultimate X-men.
Nº27 de Ultimate X-men.

  ©Layout por Presidente Blog.

TOPO